La Natividad de nuestro Señor.María, la Paz y el Colegio.

Muchas veces, es posible que hayamos escuchado aquello de que la "pereza es la madre de todos los vicios", utilizo esta frase para ilustrar la liturgia del domingo primero de enero, en psicología inversa, porque la liturgia del inicio de este año, nos presenta a María! y con la presencia de María, esta ocasión también, los 50 años de la primera Jornada mundial por la Paz convocada por Pablo VI, por lo que me gustaría mucho pensar en la Paz como la Madre de las virtudes.

Es muy fuerte la frase aquella dicha por Pablo Lipnisky en el documental La Educación Prohibida: "Todo el mundo habla de paz, pero nadie educa para la paz. La gente educa para la competencia, y la competencia es el principio de cualquier guerra”.

Escuchemos al Papa Francisco en su discurso del 1ro. de Enero donde nos hace un llamado, sintamos ese llamado y acuteos en consecuencia de ese llamado: "Por lo que es necesario regresar a las fuentes y al origen de todo proceso educativo para pensar en la necesidad de la paz. “La construcción de la paz mediante la no violencia activa, es un elemento necesario y coherente, del continuo esfuerzo de la Iglesia, para limitar el uso de la fuerza por medio de las normas morales, a través de su participación en las instituciones internacionales y gracias también, a la aportación competente de tantos cristianos, en la elaboración de normativas a todos los niveles. Jesús mismo nos ofrece un “manual” de esta estrategia de construcción de la paz, en el así llamado Discurso de la Montaña. Las ocho bienaventuranzas (cf. Mt 5,3-10) trazan el perfil de la persona que podemos definir bienaventurada: buena y auténtica. Bienaventurados los mansos –dice Jesús-, los misericordiosos, los que trabajan por la paz, y los puros de corazón, los que tienen hambre y sed de la justicia.

Esto es también un programa y un desafío para los líderes políticos y religiosos, para los responsables de las instituciones internacionales y los dirigentes de las empresas y de los medios de comunicación de todo el mundo: aplicar las bienaventuranzas en el desempeño de sus propias responsabilidades. Es el desafío de construir la sociedad, la comunidad o la empresa, de la que son responsables, con el estilo de los trabajadores por la paz; de dar muestras de misericordia, rechazando descartar a las personas, dañar el ambiente y querer vencer a cualquier precio.

Esto exige estar dispuestos a; “aceptar sufrir el conflicto, resolverlo y transformarlo en el eslabón de un nuevo proceso”. Trabajar de este modo significa, elegir la solidaridad como estilo para realizar la historia y construir la amistad social. La no violencia activa, es una manera de mostrar verdaderamente, cómo la unidad, es más importante y fecunda que el conflicto. Todo en el mundo está íntimamente interconectado. Puede suceder, que las diferencias generen choques: afrontémoslos de forma constructiva y no violenta, de manera que; “las tensiones y los opuestos, puedan alcanzar una unidad pluriforme que engendra vida nueva”, conservando; “las virtualidades valiosas de las polaridades en pugna”.

La Iglesia Católica, acompañará toda tentativa de construcción de la paz, también con la no violencia activa y creativa. El 1 de enero de 2017, comenzará su andadura el nuevo Dicasterio para el Servicio del Desarrollo Humano Integral, que ayudará a la Iglesia a promover, con creciente eficacia: “los inconmensurables bienes de la justicia, la paz y la protección de la creación” y de la solicitud hacia los emigrantes, “los necesitados, los enfermos y los excluidos, los marginados y las víctimas de los conflictos armados y de las catástrofes naturales, los encarcelados, los desempleados y las víctimas de cualquier forma de esclavitud y de tortura”.

En conclusión: La Santísima Virgen María es Reina de la Paz. En el Nacimiento de su Hijo, los ángeles glorificaban a Dios deseando paz en la tierra, a los hombres y mujeres de buena voluntad. Pidamos a la Virgen que sea ella quien nos guíe. “Todos deseamos la paz; muchas personas la construyen cada día con pequeños gestos; muchos sufren y soportan pacientemente la fatiga de intentar edificarla”. En el 2017 comprometámonos con nuestra oración y acción, a ser personas que aparten de su corazón, de sus palabras y de sus gestos la violencia, y a construir comunidades no violentas, que cuiden de la casa común. “Nada es imposible si nos dirigimos a Dios con nuestra oración. Todos podemos ser artesanos de la Paz” (Discurso para el 1 de enero de 2017).

Nosotros pasamos mucho tiempo de nuestra vida, to spend, lo gastamos, en la traducción inglesa de la idea, en la escuela, en el colegio. No es correcto no pensar en la paz para nuestra convivencia. La paz es el amor hecho obra. El amor tiene rostro de Madre y María es la Madre del Dios del Amor. Vaya coincidencia!

Quieres la paz? empieza por hacer y construir la paz. Que sea nuestro compromiso para este inicio de año.

Qué nos dice Juan Bautista de La Salle al respecto?

"Puesto que sabemos que Jesucristo ha de venir hoy a nosotros, y lo reconocemos por quien es, preparémosle una morada digna de Él, y dispongamos de tal manera nuestro corazón para recibirlo, que le resulte agradable establecer en él su residencia".

Cordialmente,

Huguito.

Sitios de Interés Internos.

Proceso de EFQM que ha sido llevado a cabo desde el presente curso lectivo. Formulario Postulaciones.

Funcionarios del Plantel

Comunícate con nosotros!

Email

Contactos

Puede visitarnos en

Riobamba, Chimborazo. Venezuela 2358 y Juan Larrea
Parroquia Velasco, 060112

Aquí estamos!
Contacto al Colegio

Phone: (593) 329-66170
Mobile: (593) 999-935-798

Email: info@lasalleriobamba.edu.ec
Horario de Atención

Lunes a Viernes: 6:45 AM -5:00 PM
Sábado y Domingo: Cerrado

Sunday: Closed :)